Constantinopla

Historia

Sobre el emplazamiento de la colonia griega de Bizancio, el emperador Constantino inició la construcción de una ciudad que recibió su nombre (324). Las obras se llevaron a cabo con gran celeridad, y en 330, en que se celebró la ceremonia de dedicación de la nueva urbe, ya se habían alzado el foro, el palacio imperial y el hipódromo, entre otros edificios. Gracias a su privilegiada situación, dominando las rutas comerciales del sudeste de Europa y del Asia Anterior, Constantinopla se convirtió en la más próspera de las ciudades del imperio, emulando y luego eclipsando a Roma.

Este sitio web utiliza cookies, propias y de terceros con la finalidad de obtener información estadística en base a los datos de navegación. Si continúa navegando, se entiende que acepta su uso y en caso de no aceptar su instalación deberá visitar el apartado de información, donde le explicamos la forma de eliminarlas o rechazarlas.
Aceptar | Más información